La importancia de estudiar

 

Siempre he tenido el convencimiento que un artista marcial debe formarse en un plano que excediera lo estrictamente físico, pues en realidad si uno entrena a conciencia en pos de lograr el dominio técnico y la comprensión de los porqué de cada movimiento, así como los efectos sobre el propio cuerpo o sobre el de otra persona, pronto cae en la conclusión que es necesario estudiar, además de transpirar.



Para el practicante y sobre todo para el instructor, debiera ser elemental adquirir conocimientos básicos del cuerpo humano, ya que el concepto tradicional que dice “antes de aprender a herir hay que aprender a curar”, está fundamentado precisamente en esa necesidad. Es muy poco inteligente desarrollar una técnica potente sin tener noción de los fundamentos biomecánicos que la hacen posible, y mas aun, de los efectos que su aplicación puede causar.

a. En karate hay dos formas elementales de respiración (ya hemos hablado al respecto), Ibuki y Nogare, sin embargo, también podemos hablar de respiración completa, o respiración abdominal, media o alta, etc. Más allá del método que utilicemos, lo realmente importante es saber que para poder interpretar como funciona cada uno y cual es su objetivo, es mucho mejor si conocemos lo básico del sistema respiratorio.

b. Conocer el sistema muscular, nos permite aislar correctamente los diferentes grupos intervinientes en cada ejercicio y saber qué músculos se involucran en cada técnica, obteniendo así economía de esfuerzo.

c. Es mucho más sencillo comprender la mecánica de ejecución de una palanca, si se conocen los sistemas articulares, porque aplicar una técnica de palanca, requiere conocer los límites de las articulaciones involucradas; la máxima zona de esfuerzo muscular, el rol de músculos agonistas y antagonistas, la posición anatómica más favorable, la distancia adecuada entre atacante y defensor, los puntos de aplicación del esfuerzo, y naturalmente, las consecuencias de su aplicación.

d. Nada mejor que tener por lo menos un panorama elemental de la anatomía topográfica para poder iniciarse con criterio en el estudio de los puntos vitales del organismo.

Así, podríamos continuar fundamentando la importancia que tiene para el estudiante de karate, y en rigor de verdad para todo artista marcial, formarse de una manera integral. El camino no es fácil, salvo que se estudie alguna profesión en el área de salud, que nos dé los conocimientos necesarios, de lo contrario, debe hacerse un gran esfuerzo por aprender. Para ello, hay una extensa cantidad de bibliografía de la cual podemos nutrirnos, además de procurar intercambiar información con profesionales de áreas afines, y realizar así todo lo que esté a nuestro alcance para apropiarnos de una buena carga teórica, y obtener la mayor cantidad de fundamentos que respaldarán todo nuestro trabajo práctico, y darán sustento y claridad a nuestra labor educativa. (…).

Suscribir al Boletin

Ultimos Tweets

Usuarios en Linea

Hay 37 invitados y ningún miembro en línea